Fotografía

Florence Leyret, la cronista visual de la Región Purépecha